5€ de descuento en tu primera compra !Apúntate ahora!

Manos de mujer joven dandose crema porque tiene la piel seca en invierno

Consejos para evitar la piel seca en invierno

13 minutos 139 views

A pesar de que todas las estaciones del año pueden afectar a la dermis, la piel seca en invierno suele ser un problema muy frecuente. Debido a las bajas temperaturas, la piel suele tener un aspecto más seco, tenso, sin brillo y con tendencia a las grietas

Si te gustaría lucir una piel radiante, jugosa y perfectamente hidratada, en este artículo te explicaremos los motivos por los que se reseca la piel y consejos para hidratar la piel seca en invierno.

New Call-to-action

¿Por qué se reseca la piel en invierno?

Chica joven dándose crema en las manos porque tiene la piel seca en invierno.

Aunque se trata de una afección muy común, la piel seca en invierno puede llegar a ser un problema bastante molesto. Pero, la realidad es que tiene una solución muy sencilla si sabemos cómo cuidarla. Antes de conocer qué podemos hacer para evitar que la piel se reseque, vamos a descubrir los motivos por los que la epidermis sufre este cambio de aspecto con la bajada de las temperaturas:

  • Para mantener el calor del organismo, los vasos capilares se contraen por lo que no llega suficiente oxígeno y nutrientes a la dermis.
  • Se reduce la producción de sebo, es decir, la protección natural de la piel.
  • El viento también afecta al aspecto de la piel provocando resecamiento y descamación.
  • El contraste de temperaturas entre el exterior y el interior de las viviendas u oficinas provoca la pérdida de humedad de la epidermis.

Por lo tanto, si no queremos que aparezca la tirantez, la sequedad, las rojeces, la descamación, etcétera, es imprescindible cuidar la piel, sobre todo, el rostro y las manos ya que son las zonas más expuestas a las condiciones adversas durante el invierno.

¿Cómo hidratar la piel seca en invierno?

Joven dándose cacao de labios porque tiene la piel seca en invierno

Con las bajas temperaturas, se produce la contracción de los vasos sanguíneos provocando entre otros efectos, la acumulación de células muertas, así como la deficiencia de oxígeno y nutrientes a la dermis. De ahí, la importancia de saber cómo hidratar la piel seca en invierno y cómo protegerse adecuadamente para evitar las consecuencias.

Por ello, además de usar tus productos habituales, como mascarillas, cremas, aceites… Es importante prestar atención a los ingredientes de los mismos. Por ejemplo, la glicerina, el pantenol, el aloe vera, la urea o aceites como la jojoba, el aguacate o la onagra son perfectos para nutrir en situaciones más extremas.

Otros ingredientes que impiden la pérdida de humedad de la piel son el ácido hialurónico y el escualano que también consiguen aportar elasticidad. También son interesantes otros ingredientes como la vitamina E y la niacinamida pues son excelentes antioxidantes y favorecen la producción de lípidos.

Un consejo que ayuda bastante para mantener la piel hidratada es exfoliar la piel del rostro y del cuerpo con cierta regularidad, pues de esta manera, conseguimos eliminar las células muertas y preparar la piel para una mejor absorción de los productos.

También puede ocurrir que si no tratamos a tiempo la piel seca en el invierno, pueda presentar signos de descamación o resequedad. Y, en estos casos, es muy importante seguir los consejos para proteger la piel del frío y, además, es recomendable aplicar una crema para pieles dañadas y descamadas, como Soriaskin.

Una forma de tener la piel hidratada en invierno, es a través de la hidratación nocturna, y en este sentido, se puede utilizar el Silicium Serum 50ml + Elixir Esencial 20ml que presenta silicio orgánico, extractos y aceites naturales.

Otro tip que te será de gran utilidad es utilizar productos que hidraten en profundidad, como Silicium Rosa Mosqueta que, además, aporta luminosidad.

Tips para hidratar la piel desde el interior

Para evitar la piel seca en invierno y en cualquier época del año, no solo es necesario cuidarla desde fuera con productos especiales, sino también hay que prestar atención a la dieta. Los alimentos que ingerimos deben aportar hidratación y nutrientes para que la dermis esté perfecta y protegida en todo momento.

Con la alimentación adecuada podemos lograr que la piel cumpla con su función protectora y tenga un aspecto firme y brillante. Para conseguirlo, es necesario aportar los nutrientes necesarios, como el selenio, el zinc y las vitaminas A,C, E y las del grupo B. Gracias a ellos, podrás evitar irritaciones, rojeces, envejecimiento, sequedad y flacidez. ¡Toma nota de los alimentos que no pueden faltar en tu dieta!

  • Agua. Aunque pueda parecer demasiado obvio, si ingerimos las cantidades recomendadas ayudaremos a reponer los líquidos y a absorber el resto de nutrientes.
  • Aguacate. Por su contenido en vitamina E ayuda a que la piel se mantenga hidratada y flexible. Puedes consumirlo o aplicarlo de forma tópica en mascarillas caseras.
  • Aceite de lino, gracias a su alto contenido en Omega-3. Aunque se puede utilizar para cocinar, lo ideal es no someterlo a altas temperaturas, por lo que puedes usarlo para aliñar ensaladas o aplicarlo directamente en la piel.
  • Levadura de cerveza ya que contiene fósforo, calcio, silicio, zinc y proteínas. Los puedes consumir en forma de suplemento nutricional o añadirlo a tus platos en forma de escamas.
  • Pepino. Se trata de un alimento muy rico en agua, pero también por su contenido en vitamina C y potasio. 
  • Manzana. Gracias a su aporte en ácido málico y ácido tartárico contribuye a eliminar las células muertas de la piel consiguiendo un aspecto luminoso.
  • Papaya. No solo es interesante a nivel digestivo, sino que también favorece la hidratación de la piel gracias a sus antioxidantes, betacarotenos, vitamina C, flavonoides, vitamina B y minerales, como el magnesio y el potasio.

Consejos para prevenir la piel seca en invierno

Mujer en un espejo dándose crema en la cara porque tiene la piel seca en invierno.

Ahora que ya sabes cómo hidratar la piel desde fuera y desde dentro, queremos ayudarte con estos consejos para evitar la piel seca en invierno:

  • Utiliza una crema de día más nutritiva.
  • Hidrata la piel de todo el cuerpo después de la ducha. Evita los baños muy calientes, es mejor ducharse con agua tibia.
  • Utiliza prendas de algodón, pues la lana y las fibras sintéticas tienden a resecar aún más la dermis.
  • Trata de evitar los cambios bruscos de temperatura.
  • Utiliza los guantes para salir a la calle, así evitarás que se te resequen las manos o aparezcan los sabañones.
  • Usa jabones sin sulfatos.
  • El tabaco y el alcohol afectan a la salud de la piel.
  • Bebe, al menos, 1,5 litros de agua al día.

Si sueles tener la piel seca en invierno, como has podido comprobar, es un problema bastante habitual. Por ello, no olvides tener en cuenta los motivos por los que se reseca la piel con el frío y cómo puedes mantenerla hidratada y en perfectas condiciones durante todo el año.

New Call-to-action

Deja un comentario

No hay comentarios

​ ​