5€ de descuento en tu primera compra !Apúntate ahora!

digestión pesada

Digestión pesada: por qué aparece y cómo combatirla

12 minutos 427 views

¿Tienes una digestión pesada y lenta? Este problema afecta a gran parte de la población actual y no por ello debemos normalizarlo. Muchos factores pueden influir en esta condición, tales como no seguir una dieta equilibrada, comer demasiado deprisa o acostarse justo después de haber ingerido la comida.

En este artículo, te explicaremos qué es exactamente la digestión pesada y por qué aparece, cuáles son sus síntomas, y cómo acabar con esas digestiones tan molestas. ¡Sigue leyendo y toma nota!

New Call-to-action

¿Qué es una digestión pesada?

La digestión pesada o mala digestión es aquella que produce una sensación de hinchazón o distensión abdominal, dolor y malestar en la parte superior del abdomen, durante o justo después de comer. 

La hinchazón puede causar molestias, pero hay muchas formas de reducirla. El ejercicio, los suplementos, los masajes, los cambios en la dieta y otras estrategias pueden ayudar a reducirla rápidamente.

¿Por qué aparecen las digestiones pesadas?

digestion pesada

Cuando hay cambios en poco tiempo, ya sean dietéticos o de estilo de vida, la microbiota puede verse afectada. Esto puede provocar cambios en la manera de procesar los alimentos y desencadenar síntomas digestivos molestos como los gases, la pesadez o la distensión abdominal.

La mejor manera de acabar con la digestión pesada y lenta es determinar su desencadenante. Las causas más comunes son:

  • Problemas digestivos: El estreñimiento, alergias alimentarias, infección gastrointestinal, intolerancias o enfermedades gastrointestinales no infecciosas pueden provocar hinchazón. Cuando las heces se acumulan en el intestino grueso, provocan sensación de pesadez e incomodidad. El exceso de gas también puede acumularse y empeorar los síntomas. 
  • Alimentación: Se deben evitar las bebidas gaseosas, el exceso de sal refinada, azúcares, falta de fibra en la dieta, comer en exceso o demasiado rápido, tomar alimentos muy grasos, picantes o condimentados, alcohol, cafeína y productos precocinados.
  • Cambios hormonales: Muchas mujeres experimentan hinchazón antes y durante su período debido a los cambios hormonales y a la retención de líquidos. También puede ocurrir durante el embarazo.
  • Estrés y ansiedad: El estrés mantenido en el tiempo puede ralentizar la digestión. Esto hará que los alimentos permanezcan durante más tiempo en el estómago, provocando así pesadez y acidez estomacal.

¿Qué síntomas producen las digestiones pesadas?

Se suelen dar varios síntomas de forma simultánea:

  • Hinchazón o distensión abdominal.
  • Pesadez.
  • Acidez.
  • Exceso de gases.
  • Náuseas.
  • Dolor abdominal.
  • Falta de energía.
  • Malestar general.

Los síntomas constantes y sus consecuencias pueden afectar a la calidad de vida de las personas. ¿Qué podemos hacer si la pesadez estomacal se vuelve algo constante?

¿Cómo combatir las molestias de una digestión pesada?

A continuación, te damos 6 pautas para mejorar la digestión y evitar los síntomas de pesadez e hinchazón

  1. Tomar infusiones digestivas: se recomienda tomar una infusión digestiva después de comer. Las mejores hierbas son melisa, hinojo, menta poleo, manzanilla, anís verde, boldo y jengibre.
  2. No acostarse inmediatamente después de cenar: procura cenar al menos 2 horas antes de dormir.
  3. Caminar: entre 30-60 minutos al día.
  4. Beber suficiente agua: entre 2-3 litros al día, dependiendo de la alimentación, el ejercicio físico y el clima.
  5. No tomar demasiada fruta: aunque tiene vitaminas y antioxidantes, también contiene azúcar. Evita comer fruta después de comer y por la noche ya que fermenta. Es preferible que la consumas separada de las comidas a mitad de mañana.
  6. Tomar un suplemento con enzimas digestivas: bromelina, papaína, lipasa, amilasa, pepsina, proteasas y glucoamilasa. Estas enzimas te ayudarán a procesar los alimentos de manera eficiente y a absorber sus nutrientes.

Recomendaciones para prevenir la pesadez estomacal

digestión pesada

Seguro que has escuchado alguna vez esta frase: “prevenir es mejor que curar”. ¡Así es! Si tu objetivo es evitar las digestiones pesadas y mantener tu sistema digestivo saludable, toma nota de estas recomendaciones

  • Comer despacio y masticar muy bien los alimentos.
  • Evitar comidas copiosas
  • Eliminar aquellos alimentos que sabemos que nos sientan mal.
  • Identificar intolerancias alimentarias.
  • Limitar el consumo de alimentos fritos, muy condimentados, grasos o picantes.
  • Evitar el consumo de alcohol y cafeína.
  • Controlar el estrés emocional y la ansiedad: la práctica de yoga o pilates mejora el estado físico y mental.
  • Practicar ejercicio físico a diario.
  • Incrementar el consumo de fibra: Es recomendable tomar entre 30 y 50 gramos al día para favorecer el buen estado de la flora intestinal.
  • Consumir probióticos: las cepas más adecuadas para el bienestar digestivo son Bifidobacterium longum, Bifidobacterium animalis spp Lactis, Saccharomyces cerevisiae, Lactobacillus acidophilus, Lactobacillus rhamnosus.

¿Cuándo acudir al médico?

Ayudar al correcto funcionamiento digestivo y de secreción enzimática, y restablecer las funciones digestivas junto con unas pautas de estilo de vida correctas, es imprescindible para combatir y prevenir los síntomas de la digestión pesada.

En caso de sufrir digestiones pesadas de manera recurrente, lo más recomendable será acudir a tu médico para que evalúe tu estado de salud y determine si es necesario adoptar un tratamiento concreto. 

New Call-to-action

Deja un comentario

No hay comentarios

​ ​