5€ de descuento en tu primera compra !Apúntate ahora!

Oligoelementos que son abundantes en los alimentos

Oligoelementos: qué son y por qué son importantes

12 minutos 42 views

¿Has oído hablar de los oligoelementos pero no tienes muy claro cuántos son ni cómo obtenerlos? Este artículo es para ti. Queremos explicarte de un modo claro y sencillo lo fundamental sobre este concepto. 

New Call-to-action

Ya te adelantamos que son muchos y que solemos obtenerlos con la dieta. Sin embargo, conviene conocerlos y, especialmente, identificar sus funciones para poder reforzar nuestro organismo en aquellos momentos en los que necesitamos ayudar a nuestro cuerpo.

Así pues, en esta ocasión te explicamos todo sobre los oligoelementos, qué son, por qué son importantes para el organismo y cómo obtenerlos de manera natural.

Oligoelementos: qué son

Los oligoelementos son sustancias minerales que están presentes en el cuerpo humano en cantidades muy pequeñas. De hecho, el prefijo griego oligo quiere decir ‘pequeño’. Precisamente, la cantidad es tan pequeña que su presencia en el organismo es menor a 1 mg/kg de peso corporal.

Los oligoelementos que son imprescindibles para el organismo son: boro, cromo, cobalto, cobre, flúor, hierro, manganeso, molibdeno, níquel, selenio, silicio, vanadio, yodo y zinc. Son los llamados oligoelementos esenciales y, sin ellos, el cuerpo no puede desarrollar sus funciones esenciales.

Oligoelementos que son imprescindibles para la buena salud.

Para qué sirven los oligoelementos

Nuestro cuerpo no puede producirlos por lo que es fundamental que la alimentación nos aporte los oligoelementos que son imprescindibles para el buen funcionamiento del cuerpo humano. 

A pesar de estar presentes en cantidades tan pequeñas, los oligoelementos son esenciales para la buena salud y una buena forma física. Esto se debe a que participan en muchas funciones vitales para nuestro organismo:

  • Reacciones metabólicas o enzimáticas.
  • Buen funcionamiento del sistema inmunitario.
  • Fortalecimiento de tejidos, como los huesos y dientes.
  • Expresión de ciertas señales hormonales.

Veamos cómo pueden ayudarnos los oligoelementos que son esenciales:

  • Cromo: interviene en el metabolismo de los azúcares, reforzando la acción de la insulina y favoreciendo la entrada de glucosa en las células.
  • Cobalto: componente esencial de la vitamina B12, regula el sistema neurovegetativo y la presión arterial.
  • Cobre: interviene en la síntesis y función de la hemoglobina. Además, estimula el sistema inmune.
  • Estaño: necesario para el crecimiento capilar y para varias funciones bioeléctricas del organismo.
  • Flúor: ayuda a fijar el calcio en los huesos, es imprescindible en los periodos de crecimiento y formación de los huesos. También cuida los dientes.
  • Hierro: interviene en la síntesis y función de la hemoglobina.
  • Litio: actúa sobre el sistema nervioso y es útil en toda clase de afecciones cardiacas
  • Manganeso: imprescindible para los huesos y la función reproductora. Además, se ha comprobado que su suplementación mejora los síntomas de las alergias.
  • Molibdeno: interviene en la absorción del hierro y en los procesos de desintoxicación de compuestos nitrosados.
  • Níquel: interviene en los procesos de crecimiento, de formación de las células de la sangre y en la defensa del organismo.
  • Selenio: es un antioxidante muy potente necesario para el buen funcionamiento de los músculos. Además, protege el sistema cardiovascular.
  • Silicio: imprescindible para huesos, piel, cabello y uñas. Es imprescindible en la formación del esqueleto. La falta de este oligoelemento provoca la pérdida de elasticidad de la piel y otros tejidos.
  • Vanadio: incrementa y mejora los mecanismos controlados por la insulina y aumenta el nivel de glucógeno muscular.
  • Yodo: indispensable para el buen funcionamiento de la tiroides y las hormonas tiroideas que regulan el metabolismo basal; es decir, son vitales para el crecimiento y funciones de otros sistemas del organismo.
  • Zinc: participa en el funcionamiento de ciertas hormonas y en los procesos de crecimiento; también favorece el sistema inmune.

Cómo obtener oligoelementos de manera natural

Oligoelementos que son imprescindibles para una vida sana

Los oligoelementos que son imprescindibles para el organismo los obtenemos en la dieta. 

Los alimentos con más oligoelementos son:

  • Los frutos secos: la gran mayoría de los frutos secos contienen oligoelementos como el selenio y el zinc. Las pipas, las semillas de sésamo y las almendras y piñones son ricos en magnesio. Las pipas de calabaza destacan por el hierro y las almendras por el calcio.
  • Los cereales integrales: además de la fibra, el salvado y el germen de los cereales contienen oligoelementos como el hierro, selenio, silicio y magnesio. 
  • Las legumbres: la gran mayoría de las legumbres son ricas en hierro, zinc, potasio y silicio, este último está especialmente presente en los garbanzos y las lentejas rojas.
  • Carnes magras, pescados y huevos contienen yodo, hierro y cobre. 
  • Las verduras y hortalizas: como los berros, las espinacas y las acelgas que tienen calcio; los champiñones y las alcachofas tienen potasio; los rábanos, las coles y la lechuga tienen magnesio y hierro.

Puedes suplementar la dieta con productos como estos:

  • G7 Activ+ con silicio y magnesio, especialmente formulado para cuidar tus articulaciones.
  • G7 Beauty con silicio y selenio, que se encarga de mantener tu piel, cabello y uñas sanos y fuertes.
  • Orgono Articomplex, con silicio, zinc y magnesio, recomendado para recuperar el organismo después del ejercicio. Además, mejora el rendimiento deportivo.
  • G7 Original, que se asimila muy bien además de aportar una biodisponibilidad superior a otras formas de silicio.

Por tanto, nutre tu organismo con una dieta equilibrada rica en oligoelementos, supleméntala con productos naturales como los formulados con silicio, haz deporte de forma regular y descansa. Son las claves para una vida plena y saludable.

New Call-to-action

Deja un comentario

No hay comentarios

​ ​