5€ de descuento en tu primera compra !Apúntate ahora!

Sales minerales, función y dónde obtenerlas.

Sales minerales: función y cómo obtenerlas de manera natural

14 minutos 1450 views

Es inevitable perder sales minerales cuando hacemos ejercicio o simplemente sudamos porque hace calor. Por eso es tan importante mantenerse hidratado y, a veces, se hace necesario reforzar nuestro organismo con suplementos que incluyan sales minerales. 

En este artículo te explicamos por qué son importantes las sales minerales, función y forma de obtenerlas. ¡Sigue leyendo!

New Call-to-action

¿Qué son y por qué son importantes?

Indispensables para nuestro organismo, las sales minerales son biomoléculas inorgánicas presentes en cantidades muy pequeñas en el cuerpo. 

Su presencia es vital para el óptimo funcionamiento del organismo y podemos encontrarlas en él de tres formas distintas:

  • Precipitadas, ya que forman parte de estructuras como los huesos o los dientes.
  • Disueltas en iones para mantener el grado de salinidad óptimo, controlar los cambios de pH y participar en la contracción de los músculos.
  • Asociadas a otras moléculas.

Algunas de las sales más importantes para el cuerpo humano son: sodio, hierro, potasio, calcio, magnesio y fósforo. Es inevitable que, al sudar, eliminemos sales minerales, por lo que hidratarse es fundamental. 

Las sales minerales, función y su empleo en baños.

Por eso, a veces, según nuestra actividad o ritmo de vida, necesitamos suplementar nuestra dieta con sales minerales que garanticen el correcto funcionamiento del organismo.

Sales minerales: función de las más importantes

¿Te preguntas qué son las sales minerales y su función? Las sales minerales desempeñan muchas funciones vitales para el organismo. De forma general, se centran en el crecimiento y la salud integral del cuerpo a través de su participación en ciertos procesos químicos y como parte de estructuras vitales para el organismo.

Concretamente, las sales minerales participan en la formación de tejido humano, en la creación de hormonas y como reguladoras de algunas funciones orgánicas. Gracias a las sales minerales el cuerpo puede retener agua y regular el pH. Además, participan en procesos muy importantes, como la función cardiaca y la ósmosis. Este último es la capacidad de que el agua llegue al interior de las células atravesando sus membranas semipermeables.

No obstante, cada una de las sales minerales tiene una función específica. Estas son las de las más conocidas:

  • Sodio. Nos ayuda a mantener equilibrados los líquidos del cuerpo, tanto dentro como fuera de las células. Es un gran aliado para tus músculos, ya que participa en la transmisión y generación de los impulsos nerviosos y en la respuesta de los estímulos musculares.
  • Calcio. ¿Sabías que es el mineral más abundante de tu cuerpo? Forma parte de las estructuras de huesos y dientes, y los mantiene sanos. Esta sal es, además, necesaria para la correcta coagulación de la sangre. Un adecuado aporte de calcio puede prevenir la osteoporosis.
  • Hierro. Necesario para la formación de la hemoglobina y mioglobina, ambas proteínas encargadas de llevar oxígeno a los músculos y almacenarlo. Además, el hierro inhibe la formación de los radicales libres, esas moléculas que participan del proceso de envejecimiento.
  • Magnesio. Si tienes un déficit de magnesio es posible que sientas fatiga y experimentes calambres musculares. Esto es así porque el magnesio regula la función del sistema nervioso y los músculos, los niveles de azúcar en sangre y la presión sanguínea. 
  • Potasio. Participa en la regulación del agua, tanto dentro como fuera de las células. Si nos falta potasio, tendremos una sensación continua de sed, la piel seca e, incluso, se producirá un desequilibrio muscular.
  • Fósforo. Es el principal encargado de la formación de dientes y huesos. Además, es capaz de determinar la forma en que el organismo hace uso de los carbohidratos y las grasas. Si te falta fósforo, puedes experimentar fatiga, irritabilidad e insomnio.
  • Zinc. Este mineral es muy importante para los niños, ya que estimula el crecimiento, fortalece el sistema inmune y participa en la actividad neuronal y la memoria. Es imprescindible para el buen funcionamiento de la tiroides y actúa en el proceso de formación de enzimas y proteínas.

¿Cómo obtener las sales minerales necesarias para la buena salud?

Por lo general, una dieta equilibrada y saludable nos ofrece la cantidad necesaria de sales minerales que nuestro cuerpo necesita. Fíjate en los alimentos ricos en cada una de estas sales:

  • Sodio: lácteos y derivados, pescados ahumados…
  • Calcio: lácteos y derivados, frutos secos como las almendras, las sardinas en aceite, legumbres como los garbanzos; tofu, ciruelas pasas, brócoli, remolacha…
  • Hierro: carnes, hígado, yema de huevo, nueces, legumbres como los frijoles, uvas pasas, pipas de calabaza, pistachos…
  • Magnesio: semillas y frutos secos como almendras, avellanas, cacahuetes, pistachos; granos integrales, verduras de hoja verde (como espinacas y acelgas), aguacate, leche y derivados.
  • Potasio: yogur, mariscos, pistachos, ciruelas pasas, plátanos, papaya, lentejas…
  • Fósforo: pipas de girasol, huevos, pescados enlatados, guisantes, alcachofas, tofu, leches y derivados.
  • Zinc: alimentos de origen animal, como carnes, mariscos y pescados; también, fuentes vegetales como frutos secos, especialmente los anacardos.
El calcio es una de esas sales minerales, función esencial para los huesos y dientes.

Además, puedes suplementar tu dieta para asegurarte un aporte óptimo de sales minerales. Por ejemplo:

  • G7 Activ+, Silicio con magnesio en cápsulas formuladas para nutrir y reforzar el tejido óseo y articular. Además, como contiene vitamina C, favorece la producción de colágeno.
  • Orgono Articomplex, silicio, magnesio, zinc… este complejo multivitamínico está especialmente formulado para compensar la pérdida de sales minerales esenciales. Puede ser tu gran aliado tras los entrenamientos, ya que además, previene las lesiones.
  • G7 Beauty, silicio y selenio, además de vitamina E. Pensado especialmente para mantener la belleza de piel, cabello y uñas, proporciona dos potentes antioxidantes que juegan un papel importante en la protección celular.
New Call-to-action
New Call-to-action
New Call-to-action

Como ves, es importante conocer bien las sales minerales, su función y cómo obtenerlas para asegurarte de que tu cuerpo mantiene los niveles óptimos. Complementa tu dieta con sales minerales y experimenta ese bienestar que te permite hacerte cargo de todo lo demás. 

New Call-to-action

Deja un comentario

No hay comentarios

​ ​